Imagen 1

Marketing didáctico

Entendiendo por marketing al conjunto de técnicas y estudios que tienen como objeto mejorar la comercialización de un producto, ¿deberíamos considerarlo a la hora de plantear el diseño y la exposición de nuestra programación y unidades didácticas?

Indagando en los aspectos estratégicos de la mercadotecnia, destacar las 4 Ps del marketing: producto (nuestra PD), punto de venta (contexto educativo y del proceso de oposición), precio (aspecto cuantitativo, relacionado con los criterios de calificación de los tribunales) y promoción (defensa y exposición).

Debemos vender el producto siguiendo un desarrollo que se adecúe al contexto educativo en el que se plantea, estableciendo una línea de actuación con la que nuestra materia actúa en él, en base a la normativa y a la tendencias educativas actuales.

Teniendo en cuenta el punto de venta, la redacción y expresión utilizadas en la prueba de la programación didáctica debe ser formal, utilizando terminología específica y en el que todo detalle cuenta: desde la bibliografía utilizada a la normativa de referencia.

El aspecto cuantitativo de la programación o precio sería el cumplimiento de los elementos formales y mínimos que ésta debe cumplir, siendo publicados mediante la convocatoria de la oposición (se explicitan los puntos que debe contener, como mínimo) y los criterios de calificación de los tribunales. La adecuación de nuestra programación al precio del mercado es uno de los pasos indispensables para que se pueda brillar en la última “P” de nuestra estrategia.

El mejor producto del mercado no tendrá unos ventas superlativas si no se realiza una promoción a la altura, debiendo analizar cuidadosamente la forma de presentarla. En cuanto a la parte formal, se debe cuidar la maquetación, utilizar tablas esquemáticas y gráficos visuales. En lo que respecta a la presentación, se debe prestar atención al tono de voz, la vestimenta, la realización de gestos y la postura corporal, utilizar una narrativa o hilo conductor, emplear enlaces entre apartados, usar ejemplos y símiles, sorprender con ideas, datos y la estructura de la defensa, provocando atención y emoción.

Y es que, siguiendo a Alex Pallette, “lo que construye la marca no es el mensaje, es la experiencia que se vive con ella”.

Comparte esta publicación

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

¿Alguna duda?

Déjanos tu mensaje y un teléfono y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible.